La obra de Ira se caracteriza por su frescura. Se notan en ella infuencias del discurso Vaporwave así como referencias al arte digital. Sus formatos protagonistas son la escultura y la pintura, que a veces se combinan para dar lugar a una instalación.

  La línea de trabajo de Ira Torres trata la generación Y / Z. Los sujetos a estas generaciones muestran un comportamiento más individualista en comparación al de generaciones anteriores. Uno de los muchos ejemplos de esto, es que la transición a la vida adulta se alarga deibdo a una búsqueda interior más profunda, lo que también provoca una desconexión del sentimiento de ser una pieza del engranaje social.

¿Es esta situación un estimulante o se trata de algo simplemente deslentador?

 

  Al mismo tiempo, el uso de redes sociales, ya sea como medio de difusión o como diario personal, han diferenciado mucho la manera de interactuar tanto entre las personas como con el mundo real. 

Gracias a internet, estamos conectados a casi cualquier distancia y podemos actualizarnos minuto a minuto. Este medio tecnológico supone una saturación de información que desensibiliza a la persona del mundo que le rodea. Casi se podría decir que internet es la vacuna para el mundo real.

 

  Como consecuencia, se produce un sentimiento de desarraigo y dirige a los millennials hacia la creación

de su propio mundo, que confunde lo real con lo tecnológico (si es que aún se puede hacer esa diferenciación)

 

  Se podría considerar que esta tendencia es un intento de resistencia a la globalización, que impone una conexión inevitable con un exceso de información.

  ¿Se trata de un alejamiento de la vida  ´´real´´ o es simplemente una nueva manera de relacionarse

con el entorno? 

‚Äč

  El proyecto que la artista es refexionar sobre el papel que tanto mujeres, hombres y todos los géneros de esta nueva generación juegan dentro de ella. Muchas de estas identidades rompen estereotipos, emplean el medio tecnológico para defnir una nueva imagen, desvinculándose de los antiguos cánones. Amplían los horizontes, haciendo de la diversidad un papel protagonista.

  Y aunque la globalización hace que estemos más acostumbrados a una sociedad plural, también hace de la diferenciación un producto más del sistema capitalista. Así pues el individuo se ve inmerso muchas veces en una frustrante búsqueda de aceptación por un mundo en el que el objetivo es ser distinto.

 

 

  ¿Es la diferenciación posible con la globalización?

 

 

  En defnitiva, la intención de estas piezas es utilizar todo este imaginario para hablar tanto del cambio en el plantea miento de vida de esta nueva generación, como criticar a la sociedad de consumo (consumo de imágenes, noticias, productos).

 

 

  Se trata de derribar a los viejos ídolos y erigir los nuevos, un proceso que se repite a lo largo de la historia y que es necesario para cambiar como sociedad comenzando por lo individual.